Juzgado de Familia de Río Bueno ordena ingreso de adulto mayor en condición de abandono a residencia de larga estadía en La Serena

El Juzgado de Letras, Familia y Garantía de Río Bueno, tras una larga búsqueda, logró un cupo para que un adulto mayor vulnerable –quien no cuenta con red familiar, presenta problemas cognitivos y enfrenta una situación de abandono total– ingrese a un establecimiento de larga estadía para adultos mayores (Eleam) de La Serena.

El caso llegó a conocimiento del tribunal en octubre del año pasado, a través de una denuncia interpuesta por personal de Carabineros, en la que se daba cuenta de la grave situación que enfrentaba el adulto mayor, por lo que se dispuso como primera medida cautelar, su internación inmediata en el Hospital de Río Bueno. Centro asistencial que le proporcionó una atención integral de salud y de estabilización; más un completo examen de su condición física y mental.

En paralelo, tras varias diligencias y una vez descartada la existencia de familiares que pudiesen hacerse cargo, el tribunal resolvió nombrar un curador ad litem del Programa de Defensa Jurídica Integral a Adultos Mayores de la Corporación de Asistencia Judicial para que asumiera la representación del adulto y velara por el respeto de sus derechos e intereses. Asimismo, se ordenó mantenerlo internado en el Hospital de Río Bueno a la espera de que el Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama) cumpliera la orden del tribunal de gestionar su ingreso en un establecimiento de larga estadía.

Para el magistrado Claudio Thomas, del Juzgado de Familia de Río Bueno, situaciones como la que puso en conocimiento del tribunal la denuncia de Carabineros, son las que demandan a quienes ejercen funciones públicas, poner en el centro de su quehacer el respeto y dignidad de las personas.

“En un caso tan extremo como este, en que la persona mayor se encuentra sin capacidad de decidir por sí misma y sin la posibilidad de recurrir a familiares para que asuman su cuidado, se hacía absolutamente necesario activar las redes sociales vinculadas con la protección de los adultos mayores para poder integrarlo a un contexto de dignidad e idóneo respeto a su calidad de persona y ser humano”, reflexionó el juez, quien agregó que para alcanzar dicho objetivo “el tribunal insistió a nivel local y, posteriormente, a nivel nacional para conseguir un cupo de ingreso a un Eleam, logrando finalmente, con la red de salud local, su traslado directamente desde Río Bueno a La Serena, adoptando todas las medidas sanitarias propias de esta época de pandemia”.

En tanto, el curador ad litem y abogado del Programa de Defensa Jurídica Integral a Adultos Mayores de la Corporación de Asistencia Judicial Diego Seguel Riffo, agregó que, “(…) no obstante la exigua legislación nacional en la materia, en el caso se dio pleno cumplimiento a la Convención Interamericana sobre Protección de los Derechos Humanos de las Personas Mayores, suscrita y ratificada por Chile en 2017, especialmente en lo referente al deber que tiene el Estado de adoptar todas las medidas necesarias para garantizar el acceso a la justicia de las personas mayores, incluso adecuando los procedimientos judiciales en cualquier estado en que se encuentren”.

“En la especie, la intervención judicial y de otras entidades públicas permitió dar efectivo acceso a la justicia por parte de mi representado y el resguardo de su vida e integridad física y psíquica, pues fue trasladado a su actual y permanente residencia: el Eleam de Las Compañías de La Serena, donde recibirá la atención y los cuidados que su condición demandan”, concluyó.

Finalmente, el magistrado Thomas contó que el actuar de tribunal en estas materias se guía y basa en el “Protocolo de Acceso a la Justicia de Personas Mayores”, recientemente presentado por el Poder Judicial, documento en cuya redacción colaboraron expertos del Senama, Instituto Nacional de Geriatría, académicos; ministros, ministras, jueces y juezas de todas las jurisdicciones del país.

Deja tu comentarios aqui

Deja un comentario