Ley que regula los plásticos de un sólo uso: ¿Cómo afectará a las pymes y medianas empresas?

  • Mauricio Quezada, socio de Ecoven, explicó que esto no es sólo una ayuda para el medio ambiente, sino que además se traducirá en menores costos tanto para las pequeñas como para medianas empresas.

Las cucharitas, vasos desechables, botellas y todo tipo de utensilios plásticos de un sólo uso, utilizados por pymes, locales y empresas, están a sólo un paso de quedar en el pasado, luego de que a fines de marzo la Cámara de Diputados aprobara el proyecto que regula el expendio de plásticos de un único uso, liderado por el Ministerio del Medio Ambiente, y que ahora sólo faltaría la aprobación del Senado. 

“Gracias a esta nueva ley, podrían las municipalidades tener la facultad de fiscalizar a los locales y recintos, lo que agiliza el proceso de cumplimiento y posible sanción a quienes infrinjan esta norma. Al mismo tiempo, serán las personas, los clientes, usuarios, consumidores, quienes podrán también poner la denuncia de tal manera de velar por su cumplimiento y colaborar por un impacto positivo con el medio ambiente”, explicó Mauricio Quezada, socio de Ecoven, entidad que busca reducir o minimizar los impactos de la generación de basura en actividades de instituciones públicas y/o privadas, a través de la implementación de acciones sostenibles.

Las empresas o locales tendrán seis meses, en primera instancia, para ir cambiando sus utensilios, tiempo suficiente para llegar a un cumplimiento adecuado. Todo lo que es cubiertos plásticos, envoltorios, bolsas, deberán ser reemplazados por material compostable o bien reutilizable. El objetivo principal es que el país disminuya la llegada de desechos a los vertederos y así menos plásticos lleguen a los océanos. 

“El principal desafío para las pymes, locales, restaurantes, entre otros, es volver a lo reutilizable, tal como ocurría antes de la pandemia y dejar de usar plástico de un sólo uso, lo que no es un gasto más, por el contrario, les permitirá disminuir sus costos. En el caso del delivery, por ejemplo, las empresas tendrán que incorporar materiales en base a cartón, bambú y PLA (ácido poliláctico), materiales que son cada vez más usados por las firmas y han demostrado una disminución en el costo, es importante usar la creatividad y por lo mismo veremos con qué sorpresa nos encontramos”, aseveró Mauricio Quezada. 

Gracias a esta ley, Chile se pondría a la vanguardia en temas del cuidado al medioambiente, lo que estimularía la consciencia medioambiental en las pequeñas y medianas empresas, entregando prestigio, considerando, además, que Chile tiene mar a lo largo de todo el país, y estar preocupados por las aguas y ecosistema es un avance. 

Por otro lado, este proyecto va muy de la mano con la Ley REP que va en la línea de impulsar materiales reutilizables y disminuir los desechos, para que así el 80% de los hogares del país cuenten con un sistema de recolección de residuos de embalajes y envases. De cumplirse esto, Chile se convertiría en una economía circular.

Según un informe de Greenpeace, la contaminación de plásticos en todo el mundo es abrumadora. Esta contaminación tiene consecuencias sobre el medio ambiente, por ejemplo, se estima que cada año muere más de un millón de aves y más de 100.000 mamíferos marinos a consecuencia de los plásticos que llegan a los océanos. Incluso a 10.000 metros de profundidad se han encontrado estos residuos, y en lugares tan sensibles como el Ártico ya han aparecido depósitos de microplásticos.

Deja tu comentarios aqui

Deja un comentario